Cambiar de idioma: nederlandse - english - germany - spanish - turkish

Toyota's AC Power System

sas ac2La AC2 de Toyota es la combinación de motor(es) avanzados Toyota AC eléctricamente accionado(s) y el controlador de Toyota controlado por microprocesador.

Ese sistema hace uso de la más nueva tecnología de software para un control de potencia y una rentabilidad operacional óptimos. Además el sistema hace uso de tecnología ahorradora de energía, por lo que las carretillas elevadoras Toyota tienen una vida útil más prolongada y trabajan de forma más rentable que sus competidores.

El sistema AC2 Power de Toyota abrió el camino para una nueva generación de carretillas elevadoras eléctricas, que combinan una comodidad sin igual para el conductor con una gran precisión de manejo.

El sistema AC2 Power de Toyota incluye un sistema de frenado regenerativo potente, gracias a lo cual la conducción se vuelve más segura y natural.

Lo que significa AC.
AC significa “Alternating Current” o sea, corriente alterna y es una manera de transmitir energía de una batería a un motor eléctrico. El motor AC ofrece una alta rentabilidad, es más pequeño y fiable.

En los sistemas AC se hace uso de un controlador para el direccionamiento del voltaje y la corriente suministrada al motor. La gran diferencia está en que un controlador AC convierte primeramente la corriente continua de la batería a corriente alterna.

Los motores Toyota AC son más compactos que los motores de corriente continua convencionales, lo que permite que el asiento del conductor sea instalado de forma más ergonómica. Todas las ventajas de la corriente alterna (excelente aceleración, mayores velocidades punta, mayores velocidades de elevación y uso más prolongado de la batería que en los sistemas convencionales) contribuyen para una mayor productividad. Además la construcción del motor de corriente alterna reduce también la producción de calor, lo que aumenta la durabilidad y fiabilidad de la carretilla elevadora.

Ventajas de los motores de corriente alterna (AC) en comparación con los motores de corriente continua (DC):

  • No hay la necesidad de escobillas de carbón o de colectores, lo que significa ahorro en mantenimiento. Los motores de corriente alterna se caracterizan por un momento (par) más elevado.
  • Estructura sencilla y compacta del motor
  • Inexistencia de contactor para cambios de dirección o frenado regenerativo.
  • Posibilidad de muchos más ajustes que mejoran considerablemente el desempeño, la comodidad y la productividad.
Solicite más información »